archivo

Archivos Mensuales: julio 2013

Ese quien desconfía de las casualidades si no son imperfectas. Ese incrédulo a la ley de los 6.5 segundos, al zarpazo de sonrisas francas y sinceras.

Ese quien tira la piedra y no esconde la mano.

Ese quien ilusamente se niega a dar una sonrisa ó muestras de encanto al primer vistazo (vistazo – zarpazo – vistazo); si no al contrario, se muestra hermético y obstinado, para así gradualmente ir mostrando mejor cara y hacerle creer a la gente la falsa idea y orgullo que han cambiado en él una personalidad, una forma de ser y de mirar.

Ese es mi circo, la realidad con la que me gusta jugar y en la que a veces salgo perdiendo.

Esos juegos psicológicos de los cuales ya me canso, haciéndome parecer retrógrado y disléxico.